Temporada 1 – Capítulo 9 Doctor Mateo: “De como el tiempo no pasa en San Martin”

Mateo (Gonzalo de Castro) diagnostica a su Tía Juana (Rosario Pardo) una enfermedad en los huesos que podría tener serias complicaciones si no se trata a tiempo. Juana se niega a hacerse los exámenes: dice que a los hospitales se entra bien y se sale con el diagnóstico de una enfermedad seria. Mateo no puede forzar a su tía, por lo que opta por respetar su decisión. 

El doctor y Adriana (Natalia Verbeke) están enfadados, y prácticamente no se hablan. Han estado en Madrid y, debido a un problema embarazoso, las cosas no han salido todo lo bien que se esperaban. Ahora, de regreso, las relaciones entre ambos están bajo mínimos.

Don Severino da muestras de demencia senil, y entre Mateo (Gonzalo de Castro) y Tía Juana (Rosario Pardo) le cuidan. Se produce un debate en el pueblo sobre la conveniencia de ingresarle de por vida en un asilo: todos opinan, para martirio del doctor, que una vez más ve que en el lugar todos parecen tener una licenciatura en medicina.

Tras varias andanzas, se descubre que a lo que a Don Severino le hacía falta era curar una herida en el alma, un dolor muy grande producido por algo que le había pasado muchos años atrás. Alfredo (Alex O’Dogherty) se presta a participar en la puesta en escena de la farsa que hará que Don Severino limpie deudas con su propio pasado.

Carol (Lulú Palomares) ha desaparecido y en el pueblo se temen lo peor. Alfredo coordina la búsqueda por el pueblo y aledaños. Finalmente se esconde y refugia en casa de Adriana, esperando que nadie le busque ahí. Cuando dan con ella, la relación entre Carol y Elena (María Esteve) llega a su punto de irritación máximo, y Adriana debe mediar para que haya paz: poner verde al médico parece lo único que alivia las tensiones entre las tres amigas.

Arreglado el conflicto, a Adriana se le encarga la difícil labor de contar una verdad muy importante a Pedro (Rodrigo Castellanos) … pero, para su sorpresa, el niño sabe más de lo esperado, y encaja los aspectos difíciles de la vida con una naturalidad sorprendente.

Juana ya no puede más y claudica: va al hospital. El diagnostico es definitivo y grave, tal como se lo temía Mateo. Juana debe llevar otra vida, y esto en una mujer tan activa como ella, es un problema.

Marga (Esperanza Pedreño) continúa con su deseo de progresar profesionalmente, y se dedica a diagnosticar y recetar libremente a quien visite la consulta. Mateo, por supuesto, no se lo puede creer cuando descubre que le ha reemplazado oficiosamente en el cargo.

 

 Os dejo unas cuantas fotos del próximo capítulo

(Me encanta esta foto) 

Próximo capítulo

Médicos y Paco

Natalia Verbeke

Tía Juana y Mateo 

Adriana y Mateo 

Mateo y Paco

Mateo y Adriana

proyecto8 

Mateo y Alfredo

Carol, Elena y Adriana

Los médicos y Marga

Mateo y Adriana

Champan

Adriana y Mateo

Adriana y Elena

Mateo

Mateo

Alfredo y los médicos

proyecto5

Exmédico

 

 

El avance

 

Fuente

Para ver un poco del capítulo

Para ver otro poco del capitulo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: